CALIDAD, INNOVACIÓN

POTENCIALES DISTRIBUIDORES

AMPLÍE SU NEGOCIO CON NUESTRAS MARCAS SWISS MADE

POTENCIALES DISTRIBUIDORES

LA CALIDAD SWISS MADE

Los orígenes de la clase especial de productos “Swiss made” comenzaron en serio en el siglo XVII, cuando la corporación de relojeros de Ginebra decidió estampar un sello en sus relojes para certificar la calidad.
Hoy en día, la etiqueta “Swiss made” goza de una confianza sin precedentes.

Suiza cuenta con muchas marcas tradicionales, grandes y pequeñas, pero también es líder ahora en marcas innovadoras y de calidad inigualable.

Para que un producto lleve el sello “Swiss Made”, su coste (es decir, el coste de fabricación, ensamblaje, así como el de investigación y desarrollo) debe proceder en un 60% como mínimo de Suiza y el proceso de producción final debe haberse completado también en Suiza.